5 DE JUNIO 2013

Imagen

Este día se estableció en en 1972 por la Asamblea General de las Naciones Unidas con motivo de la apertura de la Conferencia de Estocolmo sobre Medio Ambiente Humano y como un modo de estimular una reflexión sobre alguno de los problemas más graves que afectan nuestro entorno.

La campaña pretende llegar a todos los usuarios en ciertas medidas sostenibles para reducir el volumen de desechos, ahorrar dinero y disminuir el impacto medio ambiental de la producción de alimentos.

Si desperdiciamos comida, significa que todos los recursos empleados para producirla también lo son. Así por ejemplo, producir un litro de leche supone gastar 1.000 litros de agua, todas estos gastos y emisiones durante el proceso habrán sido en balde.

La producción global de alimentos ocupa un 25% de la superficie habitable, un 70% de consumo de agua, un 80% de deforestación y un 30% de gases. Es, por tanto, uno de las actividades que más afectan a la pérdida de biodiversidad y a los cambios en el uso del suelo.

Se trata de que pienses antes de alimentarte y así ahorres para proteger el medio ambiente.

Anuncios